Off topic: La ling√ľista Ivonne Bordelois habla sobre el uso de las palabras en la pol√≠tica (Diario La Naci√≥n)
Thread poster: Aurora Humar√°n
Aurora Humar√°n  Identity Verified
Argentina
Local time: 02:30
English to Spanish
+ ...
Jan 10, 2004

Independientemente de las opiniones específicas sobre temas de política, sobre las que podemos vos y yo coincidir con la entrevistada o no, este artículo hace un análisis del papel importante del lenguaje a través del poder de un país.

Creo que vale la pena tomarse un cafecito y leer estas apreciaciones sobre los eufemismos,la etimolog√≠a como una ‚Äúcr√≠tica‚ÄĚ de la historia (un an√°lisis muy interesante), la etimolog√≠a de la palabra ‚Äúcandidato‚ÄĚ (candidez‚Ķ) el lugar que NO ocupa la poes√≠a, la forma en que se habla sobre las mujeres, etc.

Abajo pego el vínculo del Diario La Nación por si quieren leerlo desde ahí y...salgo para comprar el libro de esta mujer quien seguramente tiene mucho más que decir. http://lanacion.com.ar

Chau, buen finde.

Ah‚Ķa modo de gancho, por ah√≠ la ling√ľista dice: ‚Äú¬Ņpor qu√© no hay poes√≠a? La gente no le tiene miedo a la poes√≠a. Los que le tienen miedo son los que creen que si no despachan obscenidad a rajatabla van a perder rating. ¬ŅEn qu√© tacho de basura han metido la cabeza para pensar eso?‚Ä̂Ķ

Au


Bordelois: "Kirchner inauguró una nueva forma de hablar"

La ling√ľista analiza el discurso pol√≠tico


En el salón de la calle Cabrera, en la curiosa casona que antes de ser su hogar fue sede del Grupo Editor Latinoamericano -editorial que le publicó el libro de poemas "El alegre Apocalipsis"-, mientras Ivonne Bordelois habla acerca de cómo el uso de las palabras y el tono en el discurso transparentan las verdaderas intenciones de un político, suena el teléfono y se activa el contestador. El mensaje pertenece a una cronista de una revista femenina que le propone entrevistarla para hablar sobre el significado de la palabra cambio.

Bordelois es ling√ľista, diplomada en la UBA, egresada de la Sorbona en 1962, doctorada en Nueva York con Noam Chomsky, catedr√°tica durante 13 a√Īos de la Universidad de Utrecht, Holanda, docente en la Universidad de Buenos Aires, ensayista y poeta, y no sale de su asombro desde que, a partir de un art√≠culo publicado en LA NACION y ampliado en un libro que edit√≥ Leopoldo Kaulesz, en El Zorzal, no dejan de llamarla y consultarla desde periodistas hasta maestros, desde poetas hasta psic√≥logos, no s√≥lo de aqu√≠, sino de Italia, Francia, Alemania y Brasil porque, dice, el peligro para el lenguaje es mundial. El libro, tan peque√Īo como poderoso, se llama "La palabra amenazada".

¬ŅCu√°l es esa amenaza? La misma que dej√≥ al descubierto la crisis al hacernos tocar fondo. Un golpe no s√≥lo econ√≥mico sino en los valores, y, entre ellos, el lenguaje, que considera fundamental porque "es m√°s que un instrumento de comunicaci√≥n, es un instrumento de creaci√≥n, de identidad, de placer, que construye, que limpia". Con vehemencia creciente ampl√≠a: "A partir de √©l se puede cambiar la realidad. El lenguaje no refleja la realidad, es otra realidad. Es un instrumento de pensamiento, de reflexi√≥n, de cr√≠tica. Si este sistema quiere amortiguarlo, disminuir nuestras facultades, es porque quiere que seamos esclavos de la informaci√≥n, del trabajo y del consumo. Y para eso necesitan zombies que tengan material de 1000 palabras y no m√°s. Esa reducci√≥n que inculcan, de alguna manera, la propaganda, la televisi√≥n, es fundamental para hacer de los chicos, que son los m√°s vulnerables, t√≠teres, robots, gente que est√° dispuesta a entregar todo. As√≠ como los ahorristas salieron a defender su capital -dice-, es importante defender al lenguaje de la pobreza y de la tristeza. El dinero, con ser importante, no es la identidad como lo es lenguaje. Si uno lo pierde, no sabe m√°s qui√©n es".

Y en la soltura con que se expresa se nota que a los temas importantes les exige sencillez. Entre los recuerdos de su propia educaci√≥n, que trae a cuento, el m√°s destacado no le llega de las casas de altos estudios que recorri√≥, sino de Diosma de Oyhamburu, su maestra de la escuela de campo de Juan Bautista Alberdi, en la provincia de Buenos Aires, donde en su √ļnica aula y en el patio de tierra recibi√≥ instrucci√≥n primaria junto con otros 14 chicos de los siete grados. "Porque esa educaci√≥n -memora- estaba fundada en la claridad y en la admiraci√≥n".

-Esas son cualidades que la gente parec√≠a a√Īorar mientras golpeaba cacerolas, adem√°s de pedir por su dinero.

Usted volvi√≥ de Europa en el a√Īo 95, ¬Ņc√≥mo describir√≠a el discurso de los pol√≠ticos?

-Con Menem, aqu√≠ se hab√≠a instalado el aturdimiento del lenguaje de la far√°ndula. La de De la R√ļa era una ret√≥rica vac√≠a y sorda. Y en Kirchner, lo que me gusta es que tiene un lenguaje sumamente directo, llano.

Creo que en el peronismo, si se lo toma desde el principio, hubo una suerte de ruptura del lenguaje con respecto al de los conservadores y el de los radicales. Cuando uno lee las sesiones de la C√°mara de Diputados, del a√Īo 46 hacia adelante, de golpe aparece un nuevo lenguaje, a veces sumamente vulgar, chabacano, con alguna groser√≠a que escandalizaba much√≠simo. Esa era una de la vetas del peronismo. Pero la otra veta era la sencillez, el habla muy clara y muy directa. Me parece que Kirchner eligi√≥ la mejor parte. Se qued√≥ con la sencillez y eludi√≥ la vulgaridad. Yo creo que tiene un lenguaje muy claro y muy en√©rgico. El otro d√≠a lo escuchaba hablar sobre las facciones del izquierdismo tradicional infiltradas en el movimiento de los piqueteros o en las asambleas barriales. Y dijo con tod√≠sima claridad
que eran movimientos totalmente negativos; y no era un tono de represión, pero era un tono de advertencia muy enérgica. Lo que me parece que tiene Kirchner se muestra en su elocución. Cuando le hacen entrevistas habla muy rápido pero muy claro. Y me parece que rapidez y claridad es lo que caracteriza no sólo su habla sino su acción. Yo creo que desde que él llegó hay una especie de allegro con brio que se ha difundido a todo el país a través de su discurso, y eso también lo comparte su mujer, que es rapidísima. Y me parece que lo que tiene de bueno ese ritmo de allegro es que produce una energía que se transmite a la sociedad. Es como si nos invitaran a dar una carrera matinal para llenarnos de oxígeno y ponernos las pilas, como dicen los chicos. Es una comunicación sin vueltas, informativa, no una estética del poder. En ese sentido me parece que hemos cambiado.

-Sin embargo, se habla mucho de un retroceso a los a√Īos 70. Si eso fuera as√≠, ¬Ņlo notar√≠a en el discurso?

-Me lo tendr√≠an que mostrar, yo no lo veo. La palabra guerrilla nunca asoma. Se habla de represi√≥n, pero ¬Ņqu√© otra palabra puede expresar lo mismo? Cuando uno lee a Bonasso o Caparr√≥s, lo que ha emergido del
pensamiento setentista en literatura, hay un lenguaje reconocible. Yo no veo ese lenguaje en Kirchner.

-Hay quienes dicen también que ese avance, tan afirmativo y rápido, conlleva algo autoritario...

-Esa es una crítica posmodernista. El posmodernismo siempre abogó por las incertidumbres, por el peligro de las certezas, de que éstas nos conduzcan al fascismo mental, al totalitarismo intelectual. Y el discurso de Kirchner está fundado en algunas certezas que me parecen fundamentales, como por ejemplo el fin de la impunidad. Eso está clarísimo. En el país, después de lo que está pasando con la AMIA, con María Julia Alsogaray, con la Corte Suprema, con los militares, con la bonaerense, aquí se acabó la impunidad.
Ese mensaje no es verbal, es un mensaje factual y todos lo hemos advertido.
Es muy importante porque el posmodernismo predicó el fin del sujeto, el fin de la historia, el fin de las certidumbres. Nos dejó como en una especie de tabla rasa, y en esa llanura pudieron operar los grandes poderes internacionales que sí tenían sus propias certezas. El petróleo de Irak, la guerra preventiva, ésas sí que son certezas. Pero pudieron avanzar sobre un mundo desarmado intelectualmente porque no había sujeto, no había historia.

-En su libro usted insiste en la historia que le aportan las palabras al discurso y en lo que devela una escucha profunda de su significado.

-La etimología es una especie de crítica de la historia. Se puede ver cómo las sociedades adoptan una palabra, la van vaciando de sentido, pero hay un carozo profundo que sigue hablando. Quizás ese análisis no esté al alcance de todos, pero sí lo está el valorar las cosas positivas del habla coloquial que los chicos traen todo el tiempo y que muestran la energía del lenguaje. Por ejemplo, las mujeres pasamos de ser bonitas y ser monas a estar buenas y estar fuertes. Me parece [y se ríe] que es un progreso en la conciencia feminista de los adolescentes.

-Esto nos trae al lenguaje y los valores. ¬ŅDe qu√© manera esos valores pueden sacarnos de la crisis?

-Así como se habla de la apropiación del petróleo en Irak, acá hay una apropiación del lenguaje para deshacerlo. Lo que nosotros tenemos es este capital. Un depósito de energía, un petróleo del alma. Eso es el lenguaje. No se puede dejar que lo contaminen, es como el agua. Lo diría en términos ecológicos (no en términos de una moral un poquito antigua que podría sugerir la palabra valor): esto es nuestro, esto nos constituye, nos abre al mundo, nos da un lugar en el cosmos.

-¬ŅC√≥mo se lo defiende?

-Yo seguí un debate que se produjo en LA NACION acerca de cómo había que hacer para modificar la calidad del lenguaje y establecer una especie de barrera a los desmanes de la televisión. Hay quienes dicen que esto es tan grave que lo tiene que tomar el Poder Ejecutivo. A mí me parece que, como decía Borges, el lenguaje no lo hace el poder, no lo hace la academia, no lo hace la Iglesia, no lo hacen los escritores. Lo hacen los cazadores, los pescadores, los campesinos, los caballeros, es el lenguaje del alba, es el lenguaje de la noche, hay que acudir a las bases donde se forma la lengua.

Me parece que lo importante, ahora, frente a lo que est√° pasando, es tratar de ganar espacios. Que haya en televisi√≥n, en los canales abiertos, por ejemplo, una hora de poes√≠a. Si hay teatro, si hay cine, si hay danza, si hay √≥pera, ¬Ņpor qu√© no hay poes√≠a? La gente no le tiene miedo a la poes√≠a. Los que le tienen miedo son los que creen que si no despachan obscenidad a rajatabla van a perder rating. ¬ŅEn qu√© tacho de basura han metido la cabeza para pensar eso? Todo el mundo puede entender que la letra de una canci√≥n es m√°s bonita que otra. ¬ŅPor qu√© no se instituye un premio a la mejor letra del a√Īo, en rock, en folklore, en cumbia, en lo que fuera, y que la gente se d√© cuenta de que hay cosas m√°s hermosas que decir? ¬ŅPor qu√© los chicos tienen ese lenguaje de una reducci√≥n sentimental terrible? Lo √ļnico que dicen es te amo, o transar, pero no se refieren a todo ese mundo de sentimientos que existe. Parece que los deseos se acaban porque no hay palabras que los expresen. Y cuando esto pasa, la vida interior se acaba.
La palabra no es solamente una especie de etiqueta que se le pone a una cosa, es el flujo de la vida interior.


-¬ŅQu√© es lo que se degrada en el lenguaje pol√≠tico?

-Me impresionan algunas frases que se han quemado, como "la casa est√° en orden", o "s√≠ganme que no los voy a defraudar". Esas frases son el prototipo de lo irrepetible. Porque el lenguaje no se degrada s√≥lo a trav√©s de la vulgaridad, sino que lo hace a trav√©s de la mentira. Estas cosas quedaron como momentos estelares de la mentira. No s√≥lo hay frases. Hay tonos. Yo no estaba ac√° en el a√Īo 83. Pero cuando escuch√© el primer discurso de Alfons√≠n al llegar la democracia, a m√≠ me sorprendi√≥ much√≠simo. Era despu√©s de los militares, que ten√≠an una ret√≥rica tremenda. Y viene Alfons√≠n. Y a m√≠ me pareci√≥ el discurso de un caudillo de los 40. No por lo que dec√≠a, sino por el tono. Por c√≥mo lo dec√≠a. Era como si hubieran pasado todos esos a√Īos y no hab√≠a surgido una manera nueva de hablar, m√°s sencilla, m√°s natural, m√°s pueblo a pueblo, m√°s t√ļ a t√ļ. Que es la que tiene Kirchner ahora. A √©l no le noto una ret√≥rica inflada, habla como estamos hablando nosotros. No es una est√©tica del poder sino una comunicaci√≥n al servicio. "Quiero informar, quiero advertir, quiero proponer". Eso es lo que est√° diciendo. No: "¬°¬°¬°quiero arengar!!!", [levanta la voz e imita]. En ese momento pens√©: ¬Ņtodav√≠a est√° en eso? El pensamiento ser√° democr√°tico liberal, pero la ret√≥rica es terrible.

Tambi√©n Per√≥n ten√≠a lo suyo. Me sorprendi√≥ que nadie le hubiera dicho que era necesario otro tono, no s√≥lo otro lenguaje. Y me parece que en la campa√Īa electoral ocurri√≥ otro tanto. Me acuerdo de una frase que no pod√≠a creer que alguien la hubiera podido decir. Sal√≠a en la televisi√≥n continuamente y era as√≠: "Usted agarra el balde y la escoba y limpia el pa√≠s, que yo se lo organizo". La pasaban todo el tiempo. A m√≠ me pareci√≥ de una obscenidad y de una vulgaridad que me dejaba at√≥nita. Y no era de un candidato peronista. Limpiar la polic√≠a, limpiar la Justicia, el √ļnico que puede hacerlo es el gobierno. El que tiene que "agarrar el balde" es el gobierno. En esas elecciones era divertido pensar en la etimolog√≠a de la palabra candidato, que tiene que ver con c√°ndido, con candidez. Esa ra√≠z, "can", quiere decir el blanco que se obtiene a trav√©s del fuego. Qued√≥ la palabra porque los que eran candidatos al Senado romano ten√≠an que ir con una toga blanca por las calles para demostrar su condici√≥n. Era el blanco de la inocencia, de la transparencia. Durante la carrera electoral era gracioso pensar que esos se√Īores eran inocentes, transparentes. Era muy fuerte.

-¬ŅQu√© m√°s escucha hoy en lenguaje coloquial?

-A m√≠ me llama la atenci√≥n de qu√© manera se han difundido ac√° expresiones como "una asignatura pendiente" o "hacer los deberes". Son expresiones de una mentalidad estudiantil, alguien que est√° siendo observado por un gran hermano y que debe una materia como un chico de secundaria. Expresiones muy poco maduras. Cuando uno empieza a ver la pol√≠tica de una manera adulta, ya hay m√°s cosas. Hacer los deberes tiene algo de escolar aplicado, y es algo m√°s que eso. Otra palabra que me sorprende y que se usa mucho es contenci√≥n. Por ejemplo, "hay que contener a los piqueteros". ¬ŅQu√© quiere decir contener? ¬ŅQu√© es lo que hay que contener? ¬ŅEs algo que se derrama, algo que est√° por estallar? F√≠jese que ese verbo, desde el lat√≠n, da contener por un lado y da contentar, por el otro. Una persona contenta es una persona que est√° llena de lo que corresponde, de su propia nutrici√≥n, de su propia salud. Lo interesante es que nosotros no contentamos. Claro que contenci√≥n es mucho mejor que represi√≥n. Pero todav√≠a hay que preguntarse qu√© se contiene; en d√≥nde se contiene; hasta d√≥nde se contiene. Contener es un verbo muy frustrante. Los contenemos porque no tenemos nada mejor que ofrecerles. Es un dique de palabras. Esas son las palabras de uso com√ļn que hoy me impresionan. De los medios, acaban por descender a la calle.

-¬ŅC√≥mo se puede pasar de la contenci√≥n al contento?

-El contento viene solamente del trabajo.

-¬ŅQu√© vocabulario denota el problema de la desocupaci√≥n?

-En eso me agarra sin los perros

-¬ŅQu√© significa eso?

-[Se ríe] Es del campo. Cuando a uno lo sorprenden sin estar preparado… Para contestar bien tendría que buscarlas.

-Hay un tema ling√ľ√≠stico del que usted trata, que es la libertad necesaria para el crecimiento de una lengua, y los l√≠mites para que no se destruya. ¬ŅC√≥mo lo traslada a la conducta social?

-Las palabras se van limando. Con respecto a los piqueteros, creo que hay que tratar de evitar que se produzca la represi√≥n. Me sorprende much√≠simo lo que ha pasado en este pa√≠s, porque, ¬Ņcu√°nto hace que est√°n los piqueteros? Me sorprende que no hayan matado a alguien. La polic√≠a no va a matar porque la instrucci√≥n es clar√≠sima a ese respecto: "No toquen a los piqueteros". Pero, ¬Ņpor qu√© un camionero en Salta no mat√≥ a un piquetero?
Si esto pasara en Espa√Īa, en Francia, donde hubo huelgas, a la semana sucede algo de este tipo. Parece que aqu√≠ la gente entendi√≥ que la represi√≥n crea m√°s problemas de los que ya hab√≠a. Y aunque √©ste es un problema l√≠mite, porque si uno va con un cargamento de algod√≥n o de trigo, y se le plantan en la ruta, y se pierde la venta o el embarque de lo que lleva, a m√≠ me sorprende que nadie se haya enfurecido de tal manera como para actuar con violencia. Esto quiere decir que hay un mandato muy fuerte subjetivo, interior. Ese mandato ha sido el de parar la cosa hasta que encontremos otra manera. Hasta que tengamos los puestos de trabajo. Y la gente, con toda la bronca, ese mensaje lo ha entendido. Si la polic√≠a no debe reprimir, no hay que reprimir. Ese fue un ejemplo de mandato impl√≠cito que a m√≠ me pareci√≥ interesant√≠simo c√≥mo se entendi√≥, con qu√© claridad.
Tampoco estoy haciendo un cuento de hadas, s√© que hay violencia y encontronazos, pero no ha habido muertes, y hace dos a√Īos que est√°n cortando las rutas. La libertad de circular es una libertad constitucional.
El derecho al trabajo, también. Es un nítido conflicto entre dos cosas que la Constitución garantiza y difícil de resolver. Que la gente haya entendido que no hay que ejercer violencia, a mí me parece extraordinario.

-Usted vuelve despu√©s de estar un mes y medio en Europa. ¬ŅQu√© lectura pudo hacer all√≠ de lo que aqu√≠ ocurr√≠a?

-En Espa√Īa saben de Lula, pero no saben de ninguno de los problemas de Lula. De la crisis de ac√°, de la devaluaci√≥n, en su momento, sab√≠an m√°s que nosotros. Sin embargo, ahora a Kirchner hay gente informada que no lo conoce. "¬ŅC√≥mo se llama el presidente?", preguntan. Y ah√≠ uno se da cuenta de que un problema es el ruido, pero otro es el silencio. Nadie sab√≠a nada de lo que hab√≠a hecho Kirchner. Me miraban con gran sorpresa, particularmente en Espa√Īa. Tal vez por ese enfrentamiento que tuvo all√≠. Pas de nouvelles bonnes nouvelles, dicen (sin noticias, buenas noticias), pero no es tan as√≠. Las buenas noticias no llegan. Yo creo que son buenas noticias las operaciones de limpieza, pero nadie sabe nada. Ten√≠a que contarles a mis amigos, que son gente despierta, interesada. Saben de Irak, de Afganist√°n, pero de aqu√≠ no saben nada. Ruido y silencio son armas muy negativas contra la democracia y contra la informaci√≥n.

-Ese es el silencio, ¬Ņcu√°l es el ruido?

-Est√° la noticia alarmista, est√°n esas noticias que aparecen y desaparecen y no se sabe qu√© pasa. Est√° el ruido period√≠stico. Y est√° el ruido real. Steiner dec√≠a que lo consideraba la m√°s grave contaminaci√≥n de la cultura moderna. Dec√≠a que el fin de la educaci√≥n es lograr que una persona se siente tranquila en la noche a leer un libro como quien invita a un amigo. El ruido es la mejor manera de ensordecer el pensamiento. Es lo que pasa con las disco, que est√°n desde las 3 de la ma√Īana, toda la semana, no paran. Es de una agresi√≥n y una violencia enormes. Y el ruido no es inocente. Es algo que se maneja. En cuanto a la informaci√≥n, me acuerdo de una vez que Zamora sali√≥ diciendo que todo el mundo parec√≠a estar tan contento con Kirchner pero que √©l estaba preocupad√≠simo, porque detr√°s de esa bambolla de la AMIA y de todas las operaciones de limpieza se escond√≠a algo mucho m√°s grave, que era el asunto de la operaci√≥n de las tropas norteamericanas que vendr√≠an a Mendoza, pidiendo inmunidad. Dec√≠a: "Y eso est√° por pasar en el Congreso, con un silencio total". Eso fue un ruido que hizo Zamora para que la gente diga de Kirchner: "Este hace que limpia y mir√° lo que est√° haciendo por atr√°s". Y no era cierto. Al menos por lo que se vio despu√©s. Todas las noticias malas que me han dado sobre las traiciones y cat√°strofes no han resultado tales. Hasta el momento he visto una pol√≠tica coherente y muy prudente. No me gusta la gente que dice "yo soy el mes√≠as, yo voy a salvar el pa√≠s, conf√≠en en m√≠". Me gusta que digan: "Muchachos, estamos en un desastre, salir nos va a llevar varios a√Īos y lo
tenemos que hacer todos juntos".


-¬ŅC√≥mo ve el futuro?

-Me parece que el problema que tiene por resolver el gobierno es el de los piqueteros y el trabajo. Y seguir creando esta especie de atm√≥sfera de confianza, de rapidez que no es frenes√≠, una rapidez tranquila donde cada d√≠a, paso a paso, uno vea que se van abriendo m√°s negocios, peque√Īas f√°bricas, que va avanzando despacio pero seguramente en proceso de recuperaci√≥n. Algo que, desdichadamente, se ve mucho m√°s en la Capital que en las provincias. Eso, del lado del Gobierno. Del lado del llano, el nuestro, lo que veo es que hay un gran capital de resentimiento en las cr√≠ticas.

-¬ŅEn qu√© lo reconoce?

-Por ejemplo en esa frase: "Todav√≠a no ha empezado a gobernar". Cuando ya hab√≠a descabezado a la polic√≠a, el ej√©rcito, "no hab√≠a empezado a gobernar". Y eso en el pr√≥logo del gobierno. Cuando ellos estaban en los cargos, ¬Ņqu√© hicieron? Nada. El tempo es lo llamativo. No les dio tiempo a respirar. No es una rapidez fren√©tica, descontrolada. Otra frase es: "Lo √ļnico que est√° haciendo es juntar poder", como si juntar impotencia, que es lo que hizo De la R√ļa, fuera lo bueno. (Y no creo que tenga tanto poder como consenso.) Entonces se habla de hegemon√≠a, de autoritarismo. Palos porque bogas, y porque no bogas, palos. Yo tengo mucho miedo; si este gobierno se cae, estamos todos embromados.





[Edited at 2004-01-10 15:50]


Direct link Reply with quote
 


To report site rules violations or get help, contact a site moderator:


You can also contact site staff by submitting a support request »

La ling√ľista Ivonne Bordelois habla sobre el uso de las palabras en la pol√≠tica (Diario La Naci√≥n)

Advanced search






BaccS ‚Äď Business Accounting Software
Modern desktop project management for freelance translators

BaccS makes it easy for translators to manage their projects, schedule tasks, create invoices, and view highly customizable reports. User-friendly, ProZ.com integration, community-driven development ‚Äď a few reasons BaccS is trusted by translators!

More info »
TM-Town
Manage your TMs and Terms ... and boost your translation business

Are you ready for something fresh in the industry? TM-Town is a unique new site for you -- the freelance translator -- to store, manage and share translation memories (TMs) and glossaries...and potentially meet new clients on the basis of your prior work.

More info »



Forums
  • All of ProZ.com
  • Term search
  • Jobs
  • Forums
  • Multiple search